Para el Estado, el Pami deberá resolver la situación del Sanatorio Jozami

En este sentido, el subsecretario de Salud de la provincia César Monti, se refirió al fallecimiento de un paciente internado en el sanatorio Jozami de la ciudad de La Banda, luego que el hijo de la víctima denunciara algunas irregularidades.

El funcionario dijo que al tratarse de un paciente con obra social (Pami) será ésta la que deberá adoptar las medidas que sean necesarias ya que no se cumplieron con ciertos procedimientos establecidos específicamente para estos casos, en todos los ámbitos de la salud, tanto en el público como en el privado.
“El paciente tenía obra social, entonces desde el Ministerio de Salud de la provincia se le comunicó al Pami, y será el Pami el que deberá hacer lo que corresponde. Nosotros no podemos decirle nada al sanatorio, porque antes de que sucediera lo que sucedió, hemos estado apoyando en lo que necesitaron. El sistema público fue el que hizo el hisopado, procesó los datos, y luego ellos toman decisiones unilaterales, sin comunicar, por lo que son los únicos responsables. El ente fiscalizador en este caso, es la obra social, y es la que tendrá que hacer lo que deba hacer”, explicó.

Monti señaló que los profesionales del Jozami «hicieron un certificado de defunción, en el que no mencionaron sospecha de Covid. El médico de guardia sólo puso la causa de la muerte, y el certificado de defunción tiene tres causas posibles, que la mayoría de las veces los médicos la ponen mal, porque ponen paro cardiorrespiratorio, y si no hay un paro cardiorrespitarorio, no moriríamos. Tienen que aclarar cuáles son las causas, y en esa consignación no pusieron nada. A su vez, ellos disparan el mecanismo de seguridad diciendo que el paciente está sospechado de Covid. Y fue el mismo médico que no puso nada en el certificado de defunción, quien llenó la ficha de pedido para que se le hiciera el hisopado, y allí puso arriba, sospecha de Covid. Se hace el hisopado y la ficha se analiza. El paciente murió el sábado a las 12.30; el procedimiento se realizó aproximadamente a las 19; la gente del Ministerio fue, hizo el hisopado; se procesó la muestra y todos conocimos los resultados el día domingo, al perecer, menos ellos».

Expresó que si el sistema público tiene conocimiento de cómo se debe actuar, “el sistema privado también lo sabe”. “Nosotros por nuestro lado, cuando se pida desde el sector privado les diremos que vean quién hará el hisopado, porque mis pacientes son los más humildes, a ellos los voy a hisopar, ahora, el que tenga obra social, que vaya la obra social y vea cómo lo va a resolver, sino después no nos van a alcanzar los recursos para atender a los que menos tienen. El mecanismo en el sistema privado debe funcionar de ese modo”, subrayó.

«Cuando la prensa se hizo eco de la noticia de un muerto más por coronavirus, fue porque nosotros recién pudimos informarlo cuando tuvimos el positivo, que fue precisamente el domingo. Pero ellos no se dan por enterados, van a la familia y les dicen que no sabían nada, y eso, en primer lugar, no se hace; la familia sale enloquecida por las redes sociales diciendo que los medios y el Gobierno, hacen y deshacen, y no es así. Nosotros hemos dado la información que se ha subido al Sistema Integrado de Información de Salud Argentino (Sisa). Entonces ellos dejan en manos de un juez que decida si se sepulta o no al hombre, teniendo desde el sábado a la familia sin saber qué hacer. Y el juez les ordenó que se hiciera el enterramiento como corresponde”, concluyó.