Consumos en el exterior: por qué hoy conviene pagar en efectivo en dólares en vez de esperar el vencimiento de la tarjeta

El recargo del 30% para la compra de dólares y pago de consumos en moneda extranjera generó en su debut una situación inédita en el mercado: hoy es más conveniente gastar dólares en efectivo que recurrir a cualquier mercado –oficial o libre en cualquiera de sus variantes– para hacer frente a esos pagos.

El consejo aplica, claro está, para aquellos gastos en dólares a partir de ayer, es decir, con posterioridad a la entrada en vigencia de la Ley de Solidaridad Social y su subproducto, el dólar «solidario”.
La cuenta es sencilla: si un turista que está hoy en el exterior, con dólares en la billetera o depositados en su cuenta bancaria, efectúa un gasto de USD 100, le conviene cancelarlo en efectivo o bien con débito de su cuenta en dólares. Gastaría exactamente USD 100. Si, en cambio, decidiera cambiar esos dólares para pagar en pesos, la mejor cotización que podría obtener es de $74, en el mercado informal. Es decir, obtendría $7.400 para realizar un pago que, pesificado al dólar turista, se convierte en $8.190. Tendría que cambiar USD 111 para hacer frente al gasto total. Perdería 11,1%.
La pérdida es mucho mayor si en vez de recurrir al dólar libre, el turista opta por cambiar dólares en el banco: en ese caso, la entidad le compraría los billetes a un tipo de cambio de $58,09, es decir 5.809 pesos. La pérdida sería de 41% porque el turista tendría que cambiar USD 41 más, es decir, USD 141 en total, para cubrir la totalidad del monto en pesos de $8.190. Un absurdo.

Ocurre que, por estas horas, muchos ahorristas y consumidores empiezan a cancelar sus resúmenes de tarjeta de crédito con gastos en dólares efectuados antes de la vigencia del impuesto al dólar. Y, para hacerlo, muchos recurren a cambiar dólares en el mercado libre porque, en este caso sí, el precio obtenido es mayor al tipo de cambio al que se pesifican esos consumos, $63. La oferta de dólares de estos turistas y consumidores que compraron en moneda extranjera con antelación es lo que estaría abasteciendo al mercado informal y conteniendo su cotización por debajo de los $81,90 que vale hoy el dólar «solidario”.

Por eso, para simplificar la ingeniería financiera de todo aquel que tenga o esté haciendo en este momento gastos en dólares, lo importante es tener presente esta regla:

– Para consumos actuales, que se pesificarán a $81,90, lo más conveniente es pagar directamente en dólares, físicos o de la caja de ahorro en dólares.

– Para los consumos realizados con anterioridad al 24 de diciembre, que se pesifican a $63, conviene cambiar a pesos en cualquiera de las modalidades del dólar libre, que ofrece cotizaciones por encima de ese valor.