LA IMPORTANCIA DEL ACUEDUCTO DEL OESTE

ACUEDUCTO

El plan de obras de infraestructura, el cual es contemplado en los distintos avances que el gabinete de asesores del Gobierno de la provincia esbozó en el denominado Plan Estratégico Territorial (PET), apunta a reforzar la cobertura hídrica en todo el territorio, para así poder abastecer con el recurso principalmente para el consumo humano, de ganado y campos productivos.

Se diseñó el Acueducto del Oeste, obra ya finalizada y a punto a inaugurarse, y se aguarda contar con la presencia del ministro de Planificación Federal de la Nación, Arq. Julio de Vido, junto a autoridades del Gobierno provincial, para poner en funcionamiento esta importante obra hídrica, que oportunamente ya fuera inspeccionada por el funciona rio nacional, en noviembre del 2013.

El ingeniero Antonio Gallego,(uno de los asesores provinciales) resaltó que entre las fundamentales obras a proyectarse en la provincia, las cuales fueron diseñadas dentro en el Mapa del Agua, el Acueducto del Oeste, “es por lejos, en cuanto a obras hídricas, la más importante que ha encarado la provincia en los últimos tiempos.

Otras obras, dijo el ingeniero, tuvieron menor longitud y capacidad de conducción de agua que el que está por inaugurarse”, remarcó, exceptuando la remodelación del dique Figueroa. La obra pronto a inaugurarse tiene un recorrido de 130 kilómetros, que van desde el Embalse de Río Hondo hasta la localidad de Laprida (Choya). Capacidad Por la magnitud, el especialista especificó que dicho acueducto “tiene capacidad para suministrar agua potable a cerca 20 mil personas, pero en la zona de influencia viven cerca de 12 mil habitantes”.

No obstante, calculó, Gallego, que en los años venideros, “habrá una radicación adicional de gente en la zona, por eso fue dimensionada su capacidad pensada para cubrir las demandas de cerca de 20 mil personas, ya que debe durar cerca de 50 años”.

Cabe resaltar que el acueducto, además de servir para el agua potable, podrá ser útil para posiblemente más 300 mil cabezas de ganado bovino y ganado menor. Ya que el Acueducto del Oeste cuenta con un conducto de aspiración que parte del Embalse de Río Hondo, desde donde se realizará la succión de una estación de bombeo instalada a 180 metros aguas abajo del eje de la presa.

Desde allí se elevará el agua cruda hasta la cámara de ingreso de la planta de tratamiento, ubicada en la estación de bombeo número 2. Posteriormente, se impulsará el agua hasta la estación de bombeo número 3, ubicada en cercanías de la escuela de Barrialito, desde donde se efectuará el rebombeo hasta la cisterna principal del sistema en inmediaciones de la localidad de Puerta Grande, próxima a Doña Luisa.

Se trata de una cisterna de hormigón de 1.200 m3 de capacidad.

El transporte de agua se realizará mediante un sistema de acueductos, destinados a tal fin, estando compuesto el acueducto principal de dos tramos, el primero desde la captación en el disipador en Las Termas de Río Hondo hasta la cisterna de control. Desde la cisterna general, se escurrirá en dos direcciones, ramales Norte y Sur.

El Norte retorna desde la cisterna hasta un área comprendida entre los parajes La Puerta Grande, El Manantial, La Aguada y Chañar y el ramal Sur, el componente más significativo de la obra cuyo desarrollo comprende 97,5 kilómetros, desde la cisterna general, en inmediaciones de La Puerta Grande y Laprida, pasando por las localidades de Doña Luisa, Sunchalito, Antilo, Remes y una serie de escuelas provinciales, abasteciendo en su trayecto a 172 viviendas rurales y sus núcleos familiares, huertas comunitarias y 26 bebederos y columnas de suministro para agua en bloque.

Con este proyecto se pretende lograr el abastecimiento garantizado del agua desde el Embalse de Río Hondo con el fin de satisfacer las necesidades del recurso, destinado al uso doméstico de la población y consumo ganadero de una extensa región, aproximadamente de 500.000 hectáreas, abarcando parte de los departamentos Río Hondo, Guasayán, Capital, Silípica, Choya y Loreto. Se beneficiarán a cerca de 20.000 personas.