Peteco Carabajal: “Mucha gente cree que me banca el Gobierno y no es así”

2 noviembre, 2014
By

peteco

Pocos saben que ese hombre canoso, vestido con jean y remera lisa, que ingresa en el lobby del Hotel Savoy con su instrumento al hombro, lleva al folclore en sus venas. Designio marcado el de Peteco, que viene de una familia de músicos y es hijo de Carlos Carabajal, a quien reconocieron como ‘el padre de la chacarera’.

“La música fue muy fuerte para mis hermanos Graciela, Demi y Enriqueta y para mí. Nos metimos tanto que ha trascendido nuestro tiempo: nuestros hijos y sobrinos también están en la música y cada vez con más convencimiento y herramientas. Mi hijo Homero me acompaña y puedo darme el lujo de ir una semana a la fiesta de mi familia”. Se refiere a La

Fiesta de la Abuela, que comenzó en el patio de la casa de los Carabajal con música, vino y empanadas. Y, a pesar de que la matriarca del clan ya falleció, la celebración trascendió a la familia y hoy es una celebración popular del calendario santiagueño, a la que concurren turistas de todo el país. ¿Por qué, pese a su carácter independiente, la fiesta familiar contó el año pasado con el apoyo del Gobierno nacional?

Lo que hizo el Gobierno nacional fue apoyar a través de Igualdad Cultural. Lito Vitale, quien ya había hecho el homenaje al Flaco Spinetta, me llamó con la propuesta de hacer el Universo Carabajal. Me convocó para que diga quiénes tenían que participar y él, a su vez, tenía otros artistas para sumar por parte de Cultura de la Nación.

Así se armó y eso sucedió uno de los días de la fiesta, que dura una semana. Pero no tuvo nada que ver con la organización del cumpleaños. Fue una cosa aislada. De todos modos, políticamente estás cerca del kirchnerismo… Sí, sí. Estoy a mi manera, con mi forma de ser y mi forma de estar, que es apoyando. Siempre que sea convocado, por ejemplo, por

Abuelas o Madres, voy a estar; o por alguna agrupación que reclame algo que a mí me parezca justo apoyar, voy a estar. Lo mío es ir y hacer lo que quieren de mí. No voy a dar un discurso en ningún lado: voy y canto, pero no digo ni una palabra. Lo mío está en lo que canto. Esa es mi forma de estar acompañando.

Séptimo arte: Peteco encarará un proyecto cinematográfico sobre la vida de Santucho.

Igual, no hace falta que hables para expresar tu adhesión a esta gestión. Mucha gente cree que me banca el Gobierno o que trabajo y tengo la cosa asegurada por estar con el Gobierno, y no es así. Mis trabajos me los banco yo: pago lo que tenga que pagar siempre que pueda; y después salgo a buscar, como cualquier artista, la posibilidad de que salga la producción que uno ha hecho…

Puede ser un empresario, un sello discográfico o algún lugar de la estructura política que me ayude, por decirte, Cultura, ya sea de la Nación, de la provincia de Buenos Aires o de otras provincias. Es así. Y eso no quiere decir que yo tenga que hacer algo en especial. Porque hasta ahora jamás me han pedido a mí que haga algo a cambio de lo que supuestamente me brindan.

Esa es la verdad. ¿Y qué rescatás de la década K?

A lo largo de estos años ha habido gestos culturales que me han conmovido, que tienen que ver con nuestra historia, con reivindicaciones que esperaba hace mucho tiempo y solamente a partir de Néstor Kirchner han empezado a salir: la lucha y la ayuda y la solidaridad con las Madres, con las Abuelas, con el tema de lo que pasó en la dictadura. Y también, de alguna manera, retomar, si se quiere, la mística de la juventud de esos tiempos.

¿Fuiste parte de lo que Perón llamó “juventud maravillosa”?

No, no era militante. Es más, en el año ‘73 fui a la Plaza de Mayo porque quería escuchar y ver a Perón. Fui dos veces: la primera, cuando habló detrás de un vidrio blindado; y la segunda, cuando echó a la juventud. No entendía qué pasaba, era completamente inocente, ingenuo. Mi viejo me había hablado durante 18 años de Perón y yo simplemente quería estar ahí, en ese momento.

Entonces, miré para atrás y vi banderas quemadas, corridas, palos. Con el tiempo he comprendido esa tremenda macana que ha pasado en nuestra historia porque dejó desprotegida a la juventud.
Mucha gente cree que me banca el Gobierno o que trabajo y tengo la cosa asegurada por estar con el Gobierno, y no es así.

¿Y creés que Néstor y Cristina enmendaron el error de Perón con la juventud militante?

En ese sentido hay una reivindicación. No directa, pero amplia, para muchos. También se han mejorado cosas en lo social. No soy de pedirle a un gobierno cosas que me satisfagan en lo personal y no analizo desde ahí una gestión. Aunque veo que lo que pasa con este Gobierno es que las críticas que se le hacen son casi siempre a nivel personal.

El que está en ‘la contra’, aquí en Buenos Aires, es capaz de criticar malamente a Boudou, por decirte, y no a Macri. Cuando escribo en Facebook nunca ataco a nadie y no soy fanático defensor de los K porque no tengo intereses en lo mío personal.

Pero comparo lo que se ha hecho en estos 10 años con lo que vi en mis 58 años de vida… ¡Y no hay nadie que lo supere! Sin embargo, hay metas que no se cumplieron.
Como el combate de la inseguridad… No puedo hablar de inseguridad y echarle la culpa a un gobierno porque estaría dejando de lado todo lo que influye para que haya una convulsión en la sociedad, un fenómeno que está ocurriendo en todos los países del mundo.

El ser humano está convulsionado e inseguro. En tanto artista popular adherente al modelo, ¿tenés relación asidua con la Presidenta? Yo no tengo una relación, nunca la he tenido con ninguno de los dos, siendo que a ambos los he conocido. Sí, por supuesto, me gustaría sentarme a tomar un café con Cristina porque la veo una persona muy agradable, muy linda.

Y somos más o menos de la misma edad, así que hasta podría enamorarme de ella (sonríe) porque conocemos las mismas cosas, amamos y sufrimos las mismas cosas. Cumplís 40 años en la industria.

¿Por qué estás grabando un disco por tu cuenta?

Me mando solo porque es lo que aprendí. En un momento todos grabábamos para sellos multinacionales, yo era de Emi. Pero todo eso ya no está. Sigo grabando porque es la posibilidad de dejar un registro para el futuro, un testimonio, más allá de si se vende o no se vende.

¿Es cierto que vas a filmar una película sobre Santucho, el líder del grupo guerrillero Ejército Revolucionario del Pueblo?

Estoy metiéndome de a poco en la cosa del cine, así, sin experiencia previa. Primero hice un documental que se titula Chacarera, en paralelo con una novela que se va a llamar 100 Años de Chacarera y que tiene que ver con la historia de mi familia. Y ahora estoy encarando una película de ficción sobre la vida de “Robi” Santucho, que también era santiagueño.

Estoy hablando con la familia, tengo ya pensado un director y estamos esperando que el Incaa nos apoye y dé el dinero.

Fuente: Apertura

Comments are closed.

Clima

Archivo

noviembre 2014
D L M X J V S
« Oct   Dic »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30