Periodistas critican a Libre y Perfil y defienden a Zaffaroni

 

Un grupo de periodistas firmaron hoy una solicitada publicada en Página 12 que respalda al juez de la Corte Suprema, Eugenio Zaffaroni, y critica a los diarios Perfil y Libre a los que califica como “prensa amarilla”.

Según la solicitada, estos medios “han pretendido instalar la idea de que el reconocido jurista regentea prostíbulos. Con el tono característico de la prensa amarilla, partiendo de un dato aparentemente cierto luego distorsionado por completo”.

El texto agrega que se le imputó a Zaffaroni “responsabilidades delictivas, nunca precisadas, llegando al extremo de iniciar esta campaña de desprestigio titulando: El puticlub del juez”.

“A partir de allí, nuevos artículos en Clarín, La Nación y otros medios dieron continuidad a la instalación de esa idea, transformándola en una bola de nieve que continuaba creciendo y ensuciando a una persona honesta”, dice la solicitada.

La misiva fue firmada por los periodistas Víctor Hugo Morales (Radio Continental), Cynthia García (Radio Continental), Bruno Bimbi, Roberto Caballero (director de Tiempo Argentino), María Sucarrat, Gustavo Cirelli, Daniel Tognetti (Duro de Domar), Mariana Montero, Hernán Brienza (Tiempo Argentino), Eduardo Aliverti (Marca de Radio), María Seoane (Clarín), Sandra Russo (678), Adrián Murano (Revista 23), Luis Tonelli (Revista Debate), Alfredo Zaiat (Página 12), Vicente Battista, Liliana López Foresi, Nora Veiras (678), entre otros periodistas.

El texto asegura que “detrás de los titulares escandalosos y malintencionados está el objetivo de que Zaffaroni renuncie a su cargo como juez de la Corte Suprema. Detrás de quienes pretenden condenarlo sin pruebas a través de las páginas de medios sensacionalistas, ya comienzan a asomar los rostros y los nombres de algunos de los sectores reaccionarios a los que nunca les gustó que Zaffaroni estuviera en la Corte”.

“No podemos pecar de ‘imparciales’ frente a estos hechos, que tienen que ver con la ética de nuestra profesión, pero aún más con la defensa de un Estado de derecho respetuoso de las garantías constitucionales y los derechos humanos”, agrega.

Quién salió a desmentir rotundamente no haber dado conformidad para ser incluido en la lista fue el conductor de Plan M en Canal 26, Maximiliano Montenegro. El periodista apuntó además contra la legisladora porteña María Elena Naddeo, impulsora de la iniciativa. Más tarde, el periodista Bruno Bimbi aclaró que el Maximiliano Montenegro que firmó la solicitada es redactor del Diario Popular y no el conductor de Plan M.

Otro nombre polémico que aparece en la lista es el de la actriz Florencia Peña, muy cercana al kirchnerismo pero no aún al periodismo.

Entre quienes firmaron la solicitada también estuvieron Andrea Recúpero, Marta Dillon (Página 12), Vicente Muleiro, Ezequiel Fernández Moores (La Nación), Mauro Federico (Duro de Domar), Orlando Barone (678), Fernando Amato, Mariana Carbajal (Página 12), Javier Romero (Duro de Domar), y el bloguero Lucas Carrasco.

“El objetivo de sacar a Zaffaroni de la Corte se hace cada vez más evidente con el correr de los días, y llegó a ser explicitado por Ricardo Alfonsín, que reclamó públicamente al juez ‘dar un paso al costado’. Mientras tanto, en las redes sociales, el jefe de redacción de Libre -el diario que lideró la campaña contra el juez- lanza todo tipo de acusaciones en su contra”, agrega el texto y cierra convocando a los colegas a “pensar colectivamente lo que entendemos por periodismo y los valores éticos que deberían guiarnos en el ejercicio de nuestra profesión”.

Artistas, intelectuales y políticos

Además, se publicó otra solicitada en los diarios Página 12 y Tiempo Argentino firmada por intelectuales, artistas y algunos políticos. En ese texto se destacan las firmas de Adolfo Pérez Esquivel, Juan Gelman, Eduardo Galeano, Baltazar Garzón, Hebe de Bonafini, Fito Páez, Leonardo Sbaraglia, Liliana Herrero, Diego Capusotto, Dolores Solá, Rita Cortese y Martín Sabbatella, entre varios nombres..

El texto expresa solidaridad con Zaffaroni “para repudiar enérgicamente la campaña sucia que intenta dañar no sólo su persona, sino las conquistas jurídicas”.